viernes, 29 de julio de 2016

Testimonio de joven cursillista toledano desde la JMJ 2016


Luis Casarrubios, un joven de Toledo, estudiante de Telecomunicaciones, sube al escenario para explicar la diferencia de vivir sin y con Jesucristo: "Yo antes era un chaval que, por determinadas circunstancias de la vida y, tras una experiencias bastante desagradables, perdí la perspectiva de mi propia vida, hasta que hice un cursillo de cristiandad al que me invitó mi madre. Eso supuso conocer a Cristo y seguirle. Cambió mi vida".

Testimonio en:
Alfa y Omega Nº 988, 28 de julio de 2016, página 7.